La primavera resuena.

martes, 31 de marzo de 2015

Igualdad de género en el bus.

Empecemos por poner los puntos sobre las íes: no se trata de "género" sino de "sexo". Pero ya sabemos como actúa la manipulación del lenguaje para intentar huevearnos. No en vano la ideología de género es hija del marxismo cultural y ya sabemos lo manipuladores que son esos caballeros para atraer gente a su redil y lograr sus cometidos.

Primero, les pido que vean este video*: https://www.facebook.com/video.php?v=416598581847226&fref=nf


Ahí les dejo una imagen para que se animen a darle click al enlace anterior.
Algunos deben saber, por ejemplo, de las políticas "anti-acoso" que se están llevando a cabo no solo en el Perú sino también en otros países como Colombia, donde ya existen los buses o vagones solo para mujeres. ¿Y los restantes son solo para varones? No. Ahí pueden ingresar hombres y mujeres, es decir, el espacio recortado para los varones y que viajen como animales, total, se presupone que todos somos acosadores/violadores en potencia y por ende que se jodan y viajen como ganado.

Y las mujeres no acosan, no violentan y no golpean ¿cierto?

Un breve paseo por la web nos muestra bastantes noticias de mujeres que golpean a sus hijos, mujeres que matan a sus esposos, mujeres que abandonan a sus padres o hijos, mujeres que golpean a otras mujeres. Pero el trato es distinto. Cuando quien comete esos actos es un hombre, es un maldito abusador que merece pudrirse en la cárcel y se manda su presunción de inocencia al carajo y se le ve, por el simple hecho de tener un pene entre las piernas, como un seguro culpable, "porque cómo van a decir que la mujer va a estar mintiendo pues, no seas sexiiistaa" (en el caso de las falsas denuncias por "violencia de género" que hoy son aceptadas con más rápidez que lo que recibes un volante en la calle).

Pero cuando una mujer mata a un hombre pues hay que buscarle y rebuscarle los antecedentes a ese pobre hombre que ya no puede defenderse. Seguramente era un maltratador, un violador, un abusivo y la pobre mujer solo actuó por defenderse de tanta opresión. O quizá era un misógino que la violentaba "por ser mujer". Al final, la mujer no va a la cárcel, mientras que cada vez más hombres son privados de su libertad hasta porque se tiran un pedo delante de una mujer (esto aún no ha pasado, pero así como se va y sobre todo en el feudo feminista europeo, pasará muy pronto y con auspicio de "ONU Mujeres").
Pero bueno, no nos vayamos del bus, que ya pasé mi tarjeta del Metropolitano y no estoy dispuesto a perder mis 2.50 (Castañeda, baja el pasaje, carajo).

Me ha pasado dos veces: Uno sube al bus, se sienta tranquilo y viene una mujer a querer botarte del asiento solo porque ella es mujer y le da la gana. Y si no te levantas, nunca falta el hombre ahuevado que también te ataca y te acusa de "poco caballero". Ojo, no estamos hablando de mujeres embarazadas ni de mujeres con discapacidad ni de mujeres ancianas. Simplemente son mujeres jóvenes y, quizá, con tanta o más fuerza que tú. Y te botan de la peor forma, como que llega el rey y te dice que estás en su trono. Pero claro, como uno es hombre importa un pito si se cansa de ir parado y apretado desde Javier Prado hasta Naranjal.

Y por cierto, también me he enterado de casos de mujeres que acosan a varones en el bus (o en la calle cuando están en grupo de wachiturras reggaetoneras), pero claro, eso se toma con sonrisas y frases del tipo "¿por qué te quejas? ¿eres maricón? ¡estás ganado!".

La igualdad de género es taan palpable (nunca mejor dicho).

En los propios comentarios al video que adjunté se lee esa sinrazón. Podemos observar que la mujer es quien comienza la agresión pero cuando el hombre le responde de igual manera (vamos, igualdad) todas las críticas se van contra él. Nadie critica a la señorita, ella es una lady y criticarla sería de "poco hombre". La agresión solo es reprobable cuando viene del varón. Incluso sale el evangélico ahuevado que saca que en la Biblia se dice que la mujer es un "vaso frágil" que el hombre debe cuidar (y soportar haga lo que haga). Sí, bajo ese mismo argumento es que un buen amigo soportó el maltrato, la sangrada y los cachos que le puso por dos años su ex enamorada, también evangélica y "vaso frágil".

Estamos cagados, religiosamente cagados.

La programación de las feminazis metidas en los Ministerios de la Mujer y Educación de los países occidentales ha logrado lo que esperaba. Y todavía tienen la concha de hablar de patriarcado opresor. Felizmente cada vez más gente se da cuenta de sus mentiras, victimizaciones y estupideces.

Que se acabe de una vez este puto mundo posmoderno.

* Obviamente el video es una recreación y no la filmación de un caso real, pero estos hechos ocurren a diario y no son catalogados como "violencia de género" porque como las víctimas son varones, "no importa".

sábado, 28 de marzo de 2015

Remedios naturales.

Como se habrán dado cuenta, en estos últimos días hemos estado viviendo los primeros gritos del Fenómeno del Niño, así que nuestra temperatura ha estado alrededor de los 30 grados con sensaciones térmicas que llegaban a 35 o 36, lo que ocasionaba que no sólo nosotros nos pudriéramos de calor, sino también la comida.

Y eso pasó, algo de mi comida se pudrió, la comí y terminé un tanto mal.

Pero como yo siempre apelo a lo natural antes que a lo artificial, me dí un salto por las primeras cuadras de la avenida Aviación (cerca a Gamarra) a ver qué encontraba. Lo primero que compré fue, obviamente, mis botellas de tocosh y mi bolsa de hojas de coca, pero, además, fui testigo de otros elementos supuestamente medicinales.

1. Los menjunjes de la selva: Como primera acción, el entendido caballero impone las manos sobre las del potencial cliente para, en base (supuestamente) a su calor corporal, detectar cuál es el mal que lo aqueja. Invariablemente él tiene el remedio, que puede consistir en alguna mezcla de grasa de culebra con eucalipto, baba de caracol, hojas de alguna planta silvestre y restos de alguna infortunada tortuga o caimán. ¿Policía ecológica?

"De una sola te voy a equilibrar los chakras".
2. Tocosh: Un clásico del que ya hablé en un post anterior y que convierte a quien lo consume en una persona que puede dar verdaderas palabras de aliento.



3. Distintas hierbas: Invariablemente alguna servirá para tu afección, sea esta gástrica, renal, respiratoria o cerebral. Y, aunque parezca mentira, el alivio casi siempre llega. La sabiduría de la cultura popular andina es increíble. Un conspiranoico diría: ¿será que los dioses antiguos bajaron y les enseñaron?



4. Pitajaya: Una llamativa fruta amarilla a 12 soles el kilo. Pero vale la pena. De pulpa transparente y similar a la granadilla (repleta de pepitas) es bastante dulce y refrescante. Sin embargo se recomienda no comer demasiada si se tiene problemas de bicicleta, porque puede convertirse en moto.



5. Tuna + Goma de emoliente + Chía y otras hierbas: El combinado perfecto para sanar hasta la peor bicicleta estomacal. Yo lo confirmo. A solo 1.50 la botellita. Y con chía para estar a la moda ¡oiga!


Bonus track: Todos juntos: El suero de tocosh, el preparado para los problemas estomacales, la bolsa de hojas de coca y la pitajaya los invitan a probar la medicina tradicional y confiar en la sabiduría de sus antepasados.

miércoles, 25 de marzo de 2015

Playas de la Reserva Nacional de Paracas: Lagunillas y La Mina.

1. Playa Lagunillas: En medio de la nada, en el lado sur de la península se encuentra esta playa de hermosas y tranquilas aguas. Al costado hay un pequeño restaurante y hospedaje, así como un espacio para que se estacionen vehículos. En el cercano mar pueden observarse botes de pescadores artesanales. Desde un pequeño cerro cercano se obtiene una excelente vista de todo el lugar. Para llegar desde el pueblo de Paracas se puede tomar un taxi que cobrará alrededor de 15 o 20 soles y se tiene que pagar 10 soles de ingreso a la Reserva Nacional de Paracas.






2. Playa La Mina: Ubicada al sur de la anterior, el taxi te cobrará 10 soles más, sin embargo, vale la pena. Se trata de una playa medio escondida entre peñascos donde algunas personas van a acampar y pasar buenos momentos en un mar especialmente tranquilo y transparente. Para llegar hay que descender por un pequeño camino desde el acantilado. Se deben llevar alimentos y bebidas porque no hay restaurante a diferencia de la playa anterior.






Ubicación.
Video: Un minuto en Playa Lagunillas.

domingo, 22 de marzo de 2015

Unos minutos en la Marcha por la Vida 2015.

Llegué casi cuando estaba finalizando y cuando la gente ya estaba frente al escenario de la playa de San Miguel, aunque buena parte solo llegó hasta el final de la avenida Brasil o hasta la pista de la Costa Verde y regresaron.

Según El Comercio, La República, RPP y otros medios, han sido alrededor de 500.000 personas, cantidad bastante superior a la del año pasado. Incluso el proabortista Diario16 tuvo que admitirlo y eso ya es decir bastante.

Como era fácil de prever, en la marcha no solo se lanzaron consignas contra la legalización del aborto, sino también contra la Unión Civil homosexual. Gran parte de los asistentes pertenecían a grupos de la Iglesia Católica o de iglesias evangélicas. Se veían grupos de amigos, familias, estudiantes, etc.

En el escenario final se presentaron personajes como el arzobispo católico de Lima, Juan Luis Cipriani, el congresista evangélico Julio Rosas, el alcalde de San Miguel Eduardo Bless y el cantante folclórico William Luna.











Publicar esto les debe haber dolido en el... alma.
Video: 1 minuto del discurso de Cipriani al finalizar la marcha, resaltando la unión entre católicos y evangélicos por la misma.

martes, 17 de marzo de 2015

Arica, Chile.

Hace casi un mes (qué rápido se está pasando este extraño verano) estuve por la rica y sabrosa ciudad de Tacna y decidí, después de algunos años, volver a visitar Arica, la ciudad tan cercana y a la vez tan lejana ubicada un poco más de 30 kilómetros al sur. Tan cercana en el comercio, en el tránsito diario y la familiaridad de personas a un lado y otro de la frontera, y tan lejana, justamente, por esa frontera.

#AricaesPerú

Bueno ya, después de mi brote de nacionalismo, veamos un poco de esta también sabrosa ciudad.

La calle principal se llama 21 de mayo, pero como yo iba en busca de sol, playa e Historia, en esta ocasión solo pasé por ahí para tomar una gaseosa y poco más. No tomé fotos porque no le ví nada de espectacular. Salvando las distancias recuerda lejanamente al Jirón de la Unión.

1. A comer: De llegada y cerca al Terminal Terrestre (que por cierto, es pequeño y un desastre) pasé por un pequeño restaurante. La cocinera tenía pinta de peruana o boliviana, por lo que imaginé que tenía la sazón y el buen cocinar que nos caracterizan por aquestas tierras, así que me animé a pedirle un ceviche de 2.000 pesos (alrededor de 10 soles) el que acompañé con Bilz, una gaseosa local por 200 pesos más. Lo único rico fue la gaseosa, porque el ceviche era horrible. El limón casi no era ácido, las papas estaban duras, la lechuga era insípida y el pescado estaba aguachento. Además, a las papas le echaron mayonesa. Así no juega Perú.


2. El Morro: Puedo decir sin lugar a dudas que el Morro de Arica es, a pesar de su dolorosa historia, uno de los lugares donde he sentido más paz de cuantos he llegado a conocer. En su parte superior existe un Cristo con la leyenda "Amaos los unos a los otros como yo os he amado" y los escudos del Perú y Chile. Me pareció tan cruelmente irónico. A su alrededor hay algunos bustos, todos representando a los carniceros militares chilenos destacados de esa guerra. También está el museo de la Guerra del Pacífico que en su entrada tiene el busto de un militar chileno y el de Francisco Bolognesi. El resto del establecimiento se dedica a lanzar loas a la "gran gesta" (?) que hizo que Arica terminara siendo de Chile. La Historia la escriben los vencedores. ¿Por qué no dicen nada de la práctica del "repase" y de los asesinatos de niños y violaciones cometidas por las tropas chilenas? ¿O sobre la expulsión de peruanos y la campaña de chilenización? Quizá sería incómodo ponerlo. Incómodo para la conciencia.

El Morro.

La ciudad vista desde el Morro.

Busto de Francisco Bolognesi a la entrada del museo.

Debe ser muy "bonito" enorgullecerse y poner como logros las masacres en lugares como Miraflores y Chorrillos.
Lugar donde Francisco Bolognesi se negó a rendirse frente a las tropas chilenas.

3. La Iglesia: Cerca al Morro y a las playas, se encuentra la Catedral de San Marcos de Arica, construida durante el gobierno peruano con planos de Gustave Eiffel.


Santa Teresa de los Andes y la Virgen de las Peñas.

"Durante gran parte de Arica colonial y republicana existió la Iglesia de la Matriz, localizada en la esquina sur-oeste de las actuales calles Baquedano y Yungay. Dicho templo resultó completamente destruido por el fortísimo terremoto del 13 de agosto de 1868 y la campana de su torre fue enterrada luego por los habitantes peruanos, presumiblemente para ocultarla durante la Guerra del Pacífico. Obras de alcantarillado en el sector permitieron en 1920 descubrirla y enviarla a Santiago, quedando depositada en bóvedas del Banco Central desde 1933 hasta 1994, cuando es retornada a la ciudad, gracias a una campaña popular realizada con ese fin" (Texto de un pequeño cartel).

4. Las playas y el mar: Creo que esto fue lo que más me gustó de Arica.

Ustedes saben que yo me la paso de playa en playa y en Arica no fue la excepción. Las playas El Laucho y La Lisera eran bastante agradables y con aguas no muy movidas, motivo por el cual me extrañaron algunos carteles e incluso un pequeño monumento que promovían el surf.


El litoral ariqueño visto desde lo alto del Morro.


La gente bañándose en una fuente que asemejaba una piscina, en la plaza principal.


Roqueríos.






Playa El Laucho, al pie del Morro.




La ex isla del Alacrán.


Playa La Lisera.
En resumen: Me gustó la ciudad, volveré en el mediano plazo :)

Bonus Track: Indignación en los baños de Arica.


Video: Desde lo alto del Morro de Arica.