Eterno verano.

jueves, 9 de junio de 2016

25 imágenes del Cementerio Presbítero Maestro.

El Presbítero Maestro fue el primer cementerio que tuvo la ciudad de Lima. Gracias a su construcción se dejó de lado la costumbre de enterrar a las personas debajo de las iglesias. Alberga tumbas y nichos desde inicios del siglo XIX de hombres, mujeres, niños y no nacidos. Uno puede encontrar las tumbas de personajes destacados de la época de la independencia, así como de religiosos y gente común, con interesantes epitafios y bellos mausoleos. Actualmente ya no se realizan entierros en su interior, siendo un museo.

1. Fotografía de madre con su niño/a fallecido/a, en el museo adjunto. Era costumbre hasta entrado el siglo XX tomar fotografías post mortem a los pequeños, generalmente con los brazos en actitud de entrega.


2. Entrada por lo alto.


3. Entierros de fetos, nacidos muertos y niños.


4. El Presbítero constituye uno de los últimos refugios dentro de la ciudad de los antiguos árboles que ocupaban el valle de Lima. He observado molles y taras, entre otros.


5. Gallinazos, los guardianes de la muerte.

6. Mausoleo vacío.


7. "Quiteño, declarado peruano de nacimiento por el Congreso. Modelo de padre de familia. Fue uno de los fundadores de la independencia americana".


8. Que nadie se atreva a juzgar: "Con la vara con que midieres, con esa serás medido".


9. Nichos de niños.


10. Epitafio en latín.


11. Visiones de la muerte: "Aquí acaban los sinsabores de la vida humana" / "Esperando la resurrección de la carne".


12. Una madre que dejó Chile y vino a Perú para acompañar a su hijo, y aquí falleció.
.
13. Conmovedor epitafio de quien falleciese tras una dolorosa enfermedad. Alguien dejó una flor en su memoria, a pesar de haber transcurrido más de siglo y medio de su muerte.
.
14. Damas caritativas.

15. Joven asesinado por serenos en 1862.

16. Esposa y madre de cinco hijos.

17. Pequeño vigilante.

18. Depósito de viejos ataúdes.

19. Después de una noche de garúa.

20. Nichos de religiosas.


21. Vida heroica.

22. Al centro, la tumba de Alfonso Ugarte.

23. Dando sombra al eterno descanso.

24. La fuerza de la vida abriéndose paso entre el concreto.


25. Cristo, la Vida esperándonos al otro lado del túnel.

Notas:

a) Las fotografías fueron tomadas el sábado 1 de agosto de 2015, un día particularmente solitario y sin visitantes, en medio del invierno limeño.

b) Para seleccionar estas fotos tomé en cuenta dos criterios:

1. Que no fueran de los monumentos o nichos más conocidos (de esas fotos está repleta internet).

2. Que mostraran la forma en que la vida (plantas, animales, representaciones artísticas esperanzadoras) surge en medio de un entorno tan aparentemente contradictorio como es un cementerio.

Espero que haya sido de vuestro interés y se animen a visitar este lugar tan histórico e interesante de nuestra bella Lima.

1 comentario:

  1. Los mausoleos y lápidas antiguas eran hechas con buen gusto of course.

    ResponderEliminar